lunes, 30 de mayo de 2011

Tragsa ganó un 45,6 % menos en 2010 por los recortes de la inversión pública

Tragsa ganó un 45,6 % menos en 2010 por los recortes de la inversión pública
http://www.valenciaplaza.com/ver/26577/Tragsa-ganó-un-45-6--menos-en-2010-por-los-recortes-de-la-inversión-pública.html  25/05/2011 El Consell adeuda unos 100 millones a la empresa estatal, según denuncian los sindicatos.
MADRID (EFE/VP). Grupo Tragsa -compuesto por Tragsa y Tragsatec- obtuvo en 2010 un beneficio neto de 32,23 millones de euros, un 45,6 % menos que el año anterior, debido a la caída en la actividad relacionada con la inversión y la obra pública y que se tradujo en una reducción de casi el 20 % en su facturación. La empresa estatal que contrata las UBE (Unidad de Brigada de Emergencia) por encargo de la Generalitat Valenciana, ha tenido durante años los impagos del Gobierno Valenciano, que ahora mismo le adeuda unos 100 millones de euros, según fuentes sindicales. En 2010, la Generalitat Valenciana presupuestó 27 millones para brigadistas de emergencia, mientras para 2011, son 9 millones. La Generalitat, recortará este verano más del 70% de los refuerzos de brigadas de extinción de incendios forestales. Un año antes, la compañía pública Tragsa, experta en acciones de desarrollo rural -que incluyen labores de ingeniería, asistencia técnica o construcción- e infraestructuras de gestión del agua y portuarias, había logrado una cifra "récord" en cuanto a su cifra de negocios y beneficio, que llegó a los 59,2 millones de euros. Así lo ha explicado hoy la presidenta de la compañía, María Luisa Graña, quien ha precisado que, con las cifras de 2010, la entidad retrocede a niveles de 2006, año en el que comenzó el "despunte" de sus beneficios. En los años precedentes a 2006, ha afirmado Graña, los beneficios de Grupo Tragsa apenas habían experimentado fluctuaciones. La cifra de negocios de la corporación se sitúo el pasado año en 1.263 millones de euros, un 18,8 % menos que en el ejercicio precedente, como consecuencia de la reducción de la financiación y de la inversión pública. Graña ha destacado que la entidad contabilizó en 2009 "el mejor resultado de su historia", con 1.556 millones de facturación, gracias a la implementación del Plan E (que supuso el 19,2 % de su cifra de negocio, con 299 millones) y el Plan de Choque de Modernización de Regadíos (4,8 % del total, con 75 millones). En 2010, sin embargo, el Plan E pasó a representar el 18,4 % de la facturación (193 millones) y el Plan de Choque de Modernización de Regadíos, el 2,09 % del total (22 millones). En su intervención, Graña ha señalado que la caída de la facturación ha provocado una reducción "generalizada" del presupuesto del que disponen las 11 líneas de negocio de la corporación. No obstante, ha detallado que hay proyectos o líneas de actuación -como el proceso de trabajos de modernización de la administración de Justicia o la cooperación internacional- que no han registrado recortes, a pesar de la ralentización de la actividad. El grupo, además, cerró 2010 con una cartera de pedidos de 1.045,88 millones de euros, un descenso interanual del 25,11 %. Sin embargo, los pedidos procedentes del ámbito internacional (que representaron el 2,22 % del total) continuó con su tendencia ascendente y experimentó un incremento del 40,21 %. En este sentido, la presidenta de Tragsa ha resaltado la necesidad de "salir fuera" de España, especialmente a América Latina o Europa del Este, las regiones "más esperanzadoras" para el grupo. Según ha detallado, en los cuatro primeros meses de 2011, los pedidos han crecido un 37,5 % (1.414 encargos), pero una reducción del importe medio de cada uno de ellos del 34 % (216.000 euros). Además, se ha registrado una mayor caída en la actividad relacionada con obra pública (que desarrolla la matriz del grupo, Tragsa) que en la de consultoría, que implementa la filial Tragsatec. En cuanto al empleo, Tragsa redujo su empleo medio en un 15,61 %, -con 18.997 trabajadores-, aunque incrementó el número de fijos hasta 6.611 (43 % del total de la plantilla, frente al 29 % del año precedente). Para Graña, la pérdida de producción de la corporación "no se ha trasladado al empleo" y, de cara al futuro, se trabajará para que la reducción de la actividad tenga la menor repercusión en la plantilla y ha aclarado que la dirección "nunca" pondrá en peligro al colectivo, cuando "haga falta tomar decisiones". Por lo que respecta a su estructura de su capital, ha explicado que no hay "ningún indicio" de que pueda plantearse una eventual privatización del grupo porque, a su juicio, una entidad como Tragsa "no tiene valor" si no es como un instrumento público.

No hay comentarios:

Publicar un comentario